Claves para tener un buen matrimonio (1era Parte)

Lo primero que quiero dejar claro es que estas herramientas las compartimos con ustedes porque nos han funcionado en estos 17 años de casados, no porque seamos psicólogos o terapeutas de parejas y por supuesto tampoco porque tengamos el matrimonio perfecto, eso simplemente no existe.

Hemos dividido estas claves en dos partes con el fin de ir leyéndolas y ponerlas en práctica.  En esta ocasión nos hemos sentado mi marido Jonel y yo (Si, le digo marido, así es que nos dijeron al casarnos por la iglesia “los declaro marido y mujer” siempre me ha chocado eso de esposos ) Pues nada nos sentamos a hacer una lista de los desafíos que hemos tenido, los momentos de crisis y de las herramientas que nos han funcionado y  es lo que les estaremos compartiendo en esta entrega y la siguiente.

  1. ORACION La oración ha sido el arma primordial, en todo momento. SIIII me están leyendo correctamente ¡EN TODO MOMENTO! Una vez me entrevistaron para un programa y cuando dije que en todo momento, me pidieron aclarar, porque no entendían como me iba a poner en oración en el momento en que hacíamos el amor. Pues mi respuesta es que si ¡ahí mismo! En mi mente le doy gracias a Dios por mi esposo, porque le gusto y quiere hacer el amor conmigo y eso ha cambiado totalmente mi disposición y entrega, al igual que el disfrute para el cual hemos sido creados.
  2. ACEPTACION Aceptarme como soy tendrá como consecuencia la aceptación del otro, si veo en mi las limitaciones y las bondades, también seré capaz de ver en mi pareja sus bondades y seré más empática con sus limitaciones.
  3. CREATIVIDAD: Y aquí ahora no vengan a decirme, ¡Ay es que yo no soy creativa para nada! Cuando hablo de creatividad es en las pequeñas cosas, comprar una sábana distinta, dejarle una nota entre sus cosas, servir el desayuno en el balcón. Son las pequeñas cosas en el día a día las que hacen la diferencia y ojo esto hay que hacerlo sin esperar que el otro va a hacerlo también, que sino se daña la cosa.
  4. TIEMPO DE PAREJA: esto no es negociable. El tiempo a solas (solos, no con otras parejas, ni amigos, ni hermanos de comunidad) es algo sagrado para nosotros. Sea que nos vamos a caminar juntos, salimos a tomar un café, a bailar, de viaje aunque sea una vez al año o a una casa que nos prestaron, pero hay que hacerlo. No pongan excusas; que si los niños, que si la casa, que si el trabajo, cero excusas que cuando se quiere se puede. Porque si están internos en una clínica u hospital, o se presenta cualquier emergencia que no puedan ir con niños buscarán con quien dejarlos, así que evita que llegue a tu matrimonio la enfermedad, estableciendo ese tiempo juntos SEMANALMENTE.
  5. NUEVOS PROYECTOS: Me encanta cuando tenemos proyectos nuevos que compartimos. Puede ser re-decorar alguna parte de la casa, cambiar el carro, buscar una nueva escuela, hacer un álbum de fotos, arreglar el jardín, etc.  Algo que nos haga trabajar en equipo y sacar los talentos de cada quien. Esto traerá como consecuencia ver nuestras limitaciones y diferencias también, pero es la única forma de conocernos e ir poniéndonos de acuerdo. Recuerda que cada día cambiamos y debemos buscar formas de ir conociendo a esa nueva persona en que nos estamos convirtiendo.
  6. ACUERDOS: Ponerse de acuerdo no es fácil y tantas cosas sobre todo luego de que tenemos hijos, que las vemos de distintas formas. Cada uno de nosotros viene con una mochila, que es la forma en que se hacían las cosas en nuestra casa. Para mi es la correcta porque “siempre se ha hecho así” pero para mi pareja no tendrá ninguna lógica, porque también viene con su propia mochila. Entonces habrá que sentarse a negociar y ver lo que más conviene. En ocasiones hasta habrá que escribir los acuerdos y revisarlos luego. Estos acuerdos harán nuestra vida más llevadera y nuestra posición ante nuestros hijos y familia extendida será mas sólida a la hora de comunicarles las normas, reglas y costumbres de nuestra casa. Aquí les pondré un ejemplo: en nuestra casa no se usa el dormir fuera y le informamos a los niños esto desde que eran pequeños. Fue algo que hablamos y llegamos a este acuerdo. Entonces cuando preguntan, solo les decimos: recuerden que en nuestra casa no hay la costumbre de dormir fuera ni de amigos que vienen a dormir a la casa, eso aquí no se usa. Y ya ellos lo internalizaron y ni lo preguntan.
  7. SENTIDO DE LOGRO: evaluar donde estamos actualmente debe dar un saldo positivo en algunas áreas. Es tan o más importante ver lo que nos falta por lograr como poder ver lo que ya hemos conquistado. Esto nos hará valorarnos como pareja y como equipo. Siempre habrá logros! Pero si nos mantenemos enfocados en lo que nos falta perderemos ese dulce sabor del éxito. Así que a celebrar cada victoria
  8. AGRADAR AL OTRO: Saber las cosas que le gustan a mi pareja es algo fácil. Pueden leerse el libro los 5 lenguajes del amor para saber la forma como funcionamos y funciona nuestra pareja para percibir el amor. No hay que complicarse con grande regalos y detalles porque esto solo lo podremos hacer de vez en cuando, pero agradar al otro debe ser algo diario. Hacerle una café, traerle un vaso de agua, un  masajito, dejarle dormir una siesta. Es buscar la manera de cada día hacer algo para darnos cariño intencionalmente.
  9. CERO COMPARACIONES: a las mujeres nos encanta caer en este error. Sí, nos ponemos a compararnos como mujeres o a nuestra pareja con otros hombres, o lo que hacen otros matrimonios con el fin de echarlo en cara, solo dejaremos una sabor amargo que será difícil de quitar. Cada relación de pareja tiene un sistema que le funciona y que la hace única y especial así que no caigamos en la comparación. Además el 99% de lo que vemos del otro no es la realidad que viven sino lo que percibimos de esa realidad.
  10. YO LE DIGO Y TE AVISO: ¿A quien no le ha pasado que lo invitan a una actividad, dice que si y luego cuando llega a la casa le dice a su pareja se arma el lío? Muchas veces porque ya había otra cosa programada, pero casi siempre es porque somos un equipo y al tomar la decisión dejamos al compañero excluido de la misma. Así que luego de varios líos, decidimos que quien sea que nos diga algo o nos invite a algo, los dos le contestamos: Yo le digo a (el o ella) y te aviso que decidimos. Esto también mandará un meta-mensaje a nuestros amigos y familiares que funcionamos como un equipo y nos tratarán como tal.

En la próxima entrega les estaremos compartiendo las otras 7. Quiero agradecer esta semana a Felissa Arias de Viviendo Hablando por el honor de ser la primera mujer entrevistada para la serie mujeres que logran. Aquí les dejo el enlace para que puedan verla y dejarnos sus comentarios.

También invito a todas las mujeres a unirse al grupo cerrado de facebook Mujeres que Logran donde encontrarán herramientas para crecer junto a una comunidad.

Gracias Señor por todas las pruebas y cambios que hemos tenido como pareja que nos han permitido crecer, nos han confirmado tu amor infinito y por la oportunidad de ver con gratitud el camino recorrido.

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *